viernes, 11 de septiembre de 2009

Antes que yo estas tu y siempre tu



El soldado George Watson, de Birmingham, Alabama, perteneciente a Regimiento de la 29 Provisiones, pasaría a la historia como el único soldado negro condecorado con la medalla del congreso en el frente del Pacifico durante la II guerra mundial.

Tras finalizar la formación militar en el Fort Benning, GA. Se le asigna como destino en el pacifico. Su unidad fue embarcado a bordo de la USAT Steamer holandés Jacob. Durante la trayectoria cerca de Porloch Harbor, Nueva Guinea (08-03-1943) Fueron sometido bajo un intenso fuego de los bombardeos japoneses.

Los impactos provocaron la evacuación del buque, Watson en lugar de tratar ponerse a salvo, Abandono cualquier pensamiento de su propia seguridad, se quedó en el agua para ayudar a los demás. Para muchos de los que han quedado flotando en el agua sea por, no saber nadar o demasiado heridos para ayudarse a sí mismos, y paralizada por el miedo, la supervivencia parece poco probable. Fue en ese preciso momento y en virtud de esas circunstancias muy angustioso que George Watson demostró el máximo valor bajo ese infierno. Una y otra vez a través de esa mortal escena, arrastrando a sus desventurados compañeros a nado llevándoles hasta las balsas salvavidas. Repitió el trayecto hasta que finalmente él mismo agotado ( Debilitado por sus esfuerzos ) fue arrastrado por el hundimiento del barco y se ahogó.

El valor demostrado por Watson de 28 años de edad permaneciendo junto a sus compañeros, le valió la propuesta para la Medalla de Honor del Congreso, pero esta no fue concedida hasta 1997 cuando el presidente Clinton reconoció el valor de soldado George Watson.

El Presidente hizo nota en sus observaciones:

Por sus desinteresadas acciones y valor extraordinarios haciendo digno de tal famosas palabras, "a riesgo de vida, por encima y más allá del llamado del deber" - la orden por el cual adjudica la Medalla de Honor a un soldado. De ahora en adelante, su nombre será para siempre vinculados con los que están en lo más alto de la pirámide rollo de honor y recordado por todos los tiempos de amantes de la libertad el hombre y la mujer.
El Presidente de Estados Unidos de américa
William J. Clinton

- El verdadero heroísmo está en transformar
los deseos en realidades y las ideas en hechos. -
Alfonso Rodríguez Castelao