martes, 1 de junio de 2010

Concede La Medalla de Protección Civil para Tres Guardias Civiles

Medalla de Protección Civil a Tres Guardias Civiles 
que atendieron un parto en atasco

Tres agentes de la agrupación de Tráfico de la Guardia Civil de Sevilla han recibido hoy la Medalla de Protección Civil por atender el pasado 13 de abril el parto de una mujer que se quedó atrapada en un atasco en la carretera de circunvalación de la capital andaluza cuando se dirigía al hospital.

Los agentes Antonio Muñoz, José Manuel Iglesias y Juan Carlos Aragón tuvieron un comportamiento "admirable" en la solución de un problema "para el que no estaban especialmente preparados", según ha subrayado el general jefe de la IV Zona de la Guardia Civil, Laurentino Ceña.

Tras destacar que en 2009 hicieron más de 120.000 servicios humanitarios, Ceña ha recordado que la Guardia Civil "nunca se esconde ante la necesidad, siempre estamos disponibles", y ha subrayado que los tres agentes condecorados son "un estímulo y un ejemplo" para el resto de guardias.

El jefe de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, Antonio Dichas, por su parte, haenfatizado las numerosas felicitaciones que reciben por actuaciones humanitarias, incluso por personas a las que han denunciado, ha precisado.
Al acto asistieron el director general de la Policía y la Guardia Civil, Francisco Javier Velázquez, que ha resaltado que ante "cualquier situación de necesidad, los primeros en llegar" son los guardias civiles, y el delegado del Gobierno en Andalucía, Juan José López Garzón, que ha calificado la actuación de los agentes como "extraordinaria".

Los agentes actuaron cuando fueron alertados de que un vehículo en el que viajaba una mujer que estaba de parto no podía llegar al hospital porque estaba en un atasco de diez kilómetros en la SE-30, la carretera de circunvalación de la capital hispalense.

Los guardias escoltaron el vehículo durante varios kilómetros, pero en un momento dado el conductor paró ante la inminencia del alumbramiento y uno de los guardias civiles se encargó de regular el tráfico, mientras que otro, que había asistido al nacimiento de sus dos hijos, ayudó a la mujer a dar a luz. Cuando ya se había producido el nacimiento llegó hasta el lugar un equipo del servicio de emergencias del 061, que terminó de atender a la mujer y a su hijo recién nacido, y los trasladó hasta un centro hospitalario.

-----------------------------------------------------------

Un fuerte saludo y Felicitación por el trabajo desempeñado.
Erizo 403-3