miércoles, 3 de octubre de 2012

Otra pesada perdida en la legión... Viva la Legión

Hoy quisiera rendir un pequeño homenaje a un viejo Soldado, esas que decimos con envidia y admiración " de vieja escuela", un hombre entregado al cuerpo y al país, muy a pesar de muchos que ven al ejercito como una especie de club desuso y desfasado...

Una vez no hace mucho... Otro gran legionario dijo...

" Un Legionario, es una persona, que en algún momento de su vida, hizo un "cheque en blanco" a nombre de ESPAÑA, por un montón de capital, incluyendo hasta su propia vida!!. 

Eso, es "Honor".

Hay demasiadas personas en este país que hoy en día ya no entienden ese hecho!
Viva España!! Viva La Legión!!"

Que cruda realidad.

Mejor les dejo que sus amigos os cuente como ha vivido y es este gran soldado de la legión española. 
Erizo 403-3

"La eternidad nace en el tiempo, y cada vez que alguien a quien amamos mucho muere, la eternidad puede irrumpir en nuestra existencia mortal un poco más".
Henri Nouwen.
Una carta de Consuelo. 
Semillas de Esperanza

La muerte es algo que no debemos temer porque, mientras somos, la muerte no es y cuando la muerte es, nosotros no somos.
Antonio Machado
---------------------------------------------------------------------------
                                   Desde Faceboock


Cecilio Andrade
A través de móvil 

Dicen que las épocas vienen marcadas y definidas por determinadas personas... Con toda seguridad hoy termina una época... La Legión nació y creció con unos principios, ideales y valores hoy repudiados por tantos que casi es vergonzoso recordarlo en esta sociedad tan moderna.

Un gran hombre nos dejado hoy. Uno de esos "locos legionarios" entregados, sacrificados, sufridos e... Incomprendidos.
Para muchos un ejemplo, si no de todo sí de vida legionaria, para mi, y muchos como yo al menos, así lo ha sido.

Dicen que grandes personas definen grandes épocas, si ello es así La Legion a pasado una de esas fronteras, un antes y un después. Una época anterior de honor, sacrificio, entrega, principios y valores... Y una actual y futura de... ... ... No se ya de qué, lo siento, sólo deseo que no sea de olvido y desprecio.

Descanse en paz, llevó con honor el Guión representativo de una forma de entender como vivir y como poner la vida al servicio de un ideal. Siga al frente y marcando el paso de toda la Unidad.

A la orden mi subteniente!!!!
Cecilio Andrade
_____________________________________________________

CRÓNICA HOMENAJE AL TTE. C.L. REMÓN

El pasado sábado 17 de septiembre y como acto previo a la celebración del 91 aniversario de la Fundación de La Legión, la Hermandad de Legionarios de Fuengirola, haciendo una vez más gala del espíritu legionario de amistad, organizo una espléndida Verbena para homenajear a uno de los exponentes más singulares de la Escala Legionaria, el Teniente C.L. Don José Manuel Sánchez Remón.

El Teniente C.L. Remón ha pasado a la reserva tras más de 40 años de servicio en La Legión, es particularmente conocido por su frondosa barba y por haber sido durante muchos años, quien ha portado el Guion de la Malagueña Cofradía de Mena, uno de cuyos titulares, el Santísimo Cristo de la Buena Muerte, es conocido popularmente como el Cristo de los legionarios.

Del Teniente C.L. Remón se pueden destacar muchas virtudes como legionario, pero no soy yo la persona más indicada para hacerlo y por tanto me voy a limitar a destacar dos virtudes personales del amigo Pepe Remón, su discreción y sencillez.

La Verbena, se celebro en la Caseta de la Juventud del recinto ferial de Fuengirola y fue un éxito en todos los sentidos, tanto por la numerosa asistencia de público, como por contar con la presencia de distintas autoridades civiles y militares.

Hubo varias actuaciones, rifas, un servicio esmerado de barra y por supuesto un magnifico ambiente legionario, en parte gracias a la participación de la Escuadra de Gastadores y Banda de cornetas y tambores de nuestra Hermandad, que además de amenizarnos con un bonito repertorio musical y una exhibición por parte de los gastadores, consiguió con su acompañamiento, que nuestros canticos característicos resaltaran aun mas.

Por último cabe resaltar que como colofón al acto del merecido homenaje, el Presidente de la Hermandad de Legionarios de Fuengirola Don Luis Ponce, acompañado por miembros de su junta directiva, hicieron entrega del emblema de oro de la Hermandad, al Teniente C.L. Don José Manuel Sánchez Remón.
Nicolás Castilla Rojas

El Teniente C.L. Remón en la reserva
_______________________________________________________

Fallece un símbolo de la Legión. Fallece el Tte. Remón

Para la familia legionaria la perdida de un símbolo de su espíritu ha sido dura.

El recientemente ascendido a Teniente, nuestro Brigada/Subteniente Jose Manuel Sanchez Remón, personificó el espíritu de una época para la Legión Española, que hoy se apena por la desaparición de algo más que un símbolo, su símbolo, su abanderado. Muchos jefes temían su presencia porque acaparaba fotos y comentarios, su peculiar barba, de militar indómito personificaba el rebelde espíritu legionario de otra época ya pasada, que actualmente molestaba a algunos.

Su éspíritu y su imagen quedarán para el recuerdo colectivo de la Legión y de las Fuerzas Armadas Españolas.

Para muchos y para la eternidad el será el abanderado de la Legión Española, el Brigada Remón, símbolo de la Legión.

¡¡ Descanse en Paz !!
J.R.D.

Otras referencias del mundo de la semana santa Malagueña:

Este pasado fin de semana falleció tras una larga enfermedad el Teniente C.L D. José Manuel Sánchez Remón, militar entregado y con una fe inquebrantable al Santísimo Cristo de la Buena Muerte y Ánimas de la Congregación de Mena, fácilmente reconocible para todos los que han recorrido el pasillo de Santo Domingo en Semana Santa o han presenciado el cortejo procesional en la noche del Jueves Santo.

Durante muchos años portó el guión del Santísimo Cristo en el recorrido procesional de la Congregación de Mena, y estaba presente los días previos a la salida en los aledaños del viejo convento dominico mientras sus compañeros honraban a su protector con la guardia de honor.

Atendió como gran legionario la llamada del Padre eterno, y ahora andará contándole como vivimos los malagueños el Jueves Santo.

Enviamos un fuerte abrazo a familiares, amigos y compañeros, y que el Santísimo Cristo de la Buena Muerte siempre lo tenga presente.
Fuente: Incienso y Varal
_______________________________________________________

DOMINGO, 24 DE ABRIL DE 2011


Pepe, el Subteniente Caballero Legionario Remón ya es historia viva de La Legión, en silencio con la disciplina que el glorioso Cuerpo impone a sus miembros, el subteniente Remón ha colgado su uniforme verde, ha colocado su chapiri con hilos dorados en la vitrina de su casa para tener siempre presente y recordar el sacrificio que tanto le ha costado conseguirlo.

Se ha convertido en un civil anónimo.

Lo que no sabe, como si de una fotografía antigua se tratara, de esas que tienen luz propia, que deja en nuestro recuerdo un tiempo de juventud, de fuerza en la vida, del despertar de las ilusiones, y eso sucede siempre cuando te reencuentras con Pepe.
Su carácter seco y ácido a veces de aragonés de pro, no nos puede confundir, sus sentimientos son nobles, honrados, profundos, donde el compañerismo es para Pepe Remón lo primero.

Jamás te traicionaría, porque tiene tan arraigado en su ser, que lo que es, es aunque parezca lo contrario.

Su carácter indómito, le ha llevado siempre al límite y no por ser extravagante, sino por que su sentido del deber y del honor, lo a llevado a plantar cara a la misma política, la cual no sabe de tradiciones, de compromiso, de lealtad, siempre a sido fiel a sus principios, no le ha cambiado ni el tiempo, ni los mandos, pero siendo justo, también esos mandos le han perdonado sus defectos y sus vicios.

Por eso se le quiere, por que cien veces quieres castigarle y cien veces lo redimes.

Cuando esta Semana Santa del 2011, en frente de la Esperanza, por cuya puerta ni me acuerdo cuantas veces desfilo Pepe, en un sentido homenaje dio los toques de campana para alzar al cielo malagueño, a su Cristo de la Buena Muerte, con ello puso punto y final a cuarenta años de servicio a España y a la Legión.

Me di media vuelta y seguí la procesión, no quería que nadie me viera llorar, atrás deje a Pepe, el Subteniente Caballero Legionario Remón con sus recuerdos, seguro de que en un fugaz momento, como una nebulosa se le apareció su gitana a quien tanto quiso y tanto le acompaño.

Lo que Pepe no intuye como le sucede a los padres, que no se jubilan nunca, el es nuestro, de la Legión, de España, de sus amigos, de sus mandos y de sus legionarios, porque a la postre le pese a quien le pese el es uno de ellos.

EL DIABLO DE LOS OJOS VERDES